ESCAPE RAPIDO DE SITIO

Audiencias públicas y simulacros de juicios

Simulacros de juicios

Un simulacro de juicio es una actividad que suelen realizar las ONG para movilizar la opinión pública sobre las violaciones de derechos humanos que no reciben atención real en el sistema judicial nacional.

 

Ejemplo: El grupo de derechos humanos de la mujer de Nigeria BAOBAB y el Centro Civil de Desarrollo de Recursos y Documentación organizó el primer Juicio Nacional sobre la Violencia contra las Mujeres el 14 de marzo de 2002 en la capital de Nigeria, Abuja. El juicio no fue oficial ni jurídicamente vinculante, pero los testimonios fueron reales: se seleccionó a 33 mujeres para prestar declaración. Algunas se presentaron como voluntarias y muchas aceptaron compartir sus experiencias cuando comprendieron que esto podría tener una repercusión positiva en sus familias y comunidades. Prestaron testimonio acerca de su experiencia de violencia en el hogar, por el Estado y por la sociedad en general.

Se seleccionó a los jueces en función de su prominencia y su interés en los derechos de la mujer. Participaron dos magistrados del Tribunal Supremo, varios directores de ONG y abogados destacados. Los juicios estuvieron abiertos al público y los organizadores se ocuparon especialmente de invitar a periodistas, comisionados de policía y otros grupos. Los diferentes tipos de abusos de derechos humanos se agruparon en diferentes sesiones. El grupo de jueces escuchó, formuló preguntas y, tras las declaraciones, se reunió en privado. Con posterioridad a ello, en lugar de pronunciar una condena, como en un juicio corriente, los jueces formularon una proclamación de política pública.

Los testimonios fueron muy conmovedores para el público y la asistencia de periodistas llevó a una conciencia más amplia de los tribunales. A nivel local, los tribunales han contribuido a que se aprobara legislación provincial contra la mutilación genital femenina. A nivel nacional, su repercusión ha contribuido a promover un proyecto de ley sobre violencia doméstica. Desde una perspectiva más general, los juicios han creado una mayor conciencia pública en el sentido de que los abusos contra las mujeres existen y son graves.

(Funte: Fijabi, M. 2004. A Mock Tribunal to Advance Change: the National Tribunal on Violence Against Women in Nigeria, en New Tactics in Human Rights).

 

Otros recursos sobre simulacros de juicios:  

Justice for Survivors of Sexual Offences of the Post Election Violence in Kenya (Justicia para las supervivientes de delitos sexuales en la violencia posterior a las elecciones en Kenya) (African Women and Children y Coalition On Violence Against Women, 2008).

Las mujeres prestan testimonio: Guía para la planificación de juicios y audiencias populares, elaborada por el Center for Women’s Global Leadership, puede consultarse en línea en inglés. Para consultar la guía, en la barra roja de la parte superior de la página pulse los capítulos correspondientes.

Audiencias públicas

Este término se refiere en general a las audiencias en los tribunales o reuniones públicas convocadas por organismos gubernamentales, en que los miembros del público pueden expresar sus opiniones y preocupaciones sobre una cuestión determinada. En algunas ocasiones, las audiencias públicas se han utilizado como herramienta de una campaña: si las instituciones públicas no responden a la demanda pública, una alianza de la campaña puede organizar su propia audiencia pública.

 

Un ejemplo de audiencia pública fue la trascendental audiencia celebrada en Tokio en diciembre de 1992, en que las supervivientes de la esclavitud sexual y las organizaciones que las apoyaban presentaron la difícil situación de las “mujeres de solaz”, que habían sido esclavizadas por los militares japoneses durante la Segunda Guerra Mundial. Como resultado de estas iniciativas y de las medidas jurídicas adoptadas en toda la región, el Gobierno del Japón emitió una disculpa redactada cuidadosamente (1993) y estableció un Fondo para las Mujeres Asiáticas a fin de otorgar una indemnización material a las supervivientes a modo de expiación.

Fuente: Defending Women Defending Rights.