ESCAPE RAPIDO DE SITIO

Principios del enfoque basado en la ética médica

  • Los códigos de ética médica se basan en principios aceptados internacionalmente. Es un deber fundamental de todos trabajadores de la salud utilizar sus competencias de forma ética y respetar las leyes de la comunidad. La prestación de servicios médicos y el marco normativo conexo deben basarse en los mismos principios éticos. Los países deben tener en cuenta estos principios al analizar sus marcos normativos de servicios y funcionamiento. 

 

Autonomía

La autonomía está relacionada con el derecho de la víctima o superviviente a adoptar sus propias decisiones o, en el caso de los niños, el derecho de la persona que actúa en beneficio de sus intereses (el progenitor o tutor). A fin de respetar el principio de autonomía, los profesionales de la salud deben ser conscientes de las necesidades y los deseos de las pacientes respecto de su tratamiento y sus interacciones con la policía, el sistema judicial u otros centros de remisión. Los servicios de salud deberían adoptar todas las medidas con el consentimiento fundamentado de la víctima, por ejemplo, mediante el suministro de información sobre el procedimiento que se llevará a cabo y los medicamentos que se administrarán, así como sus efectos secundarios.

 

Beneficencia

La beneficencia es el deber o la obligación de actuar en el interés superior de la víctima o superviviente. El principio de beneficencia requiere que el personal actúe con sensibilidad y compasión. Básicamente, las acciones del personal deben transmitir el mensaje de que la víctima o superviviente no tiene la culpa de lo sucedido. 

 

No infligir daños

El deber o la obligación de no infligir daños a la superviviente.

 

Justicia o imparcialidad

La justicia o imparcialidad guardan relación con hacer lo correcto y brindar a la superviviente lo que le corresponde de conformidad con las normas y leyes nacionales e internacionales en materia de salud y derechos humanos. En los servicios de salud para supervivientes de la violencia sexual, la condición social inferior de la mujer muchas veces se ve reflejada en la tendencia de culpar a la víctima, los interrogatorios acusadores y en la menor prioridad que se da al cuidado luego de la agresión sexual. Estas prácticas no son éticas. Es fundamental que los profesionales de la salud presten apoyo y sean imparciales al brindar atención a las víctimas o supervivientes. 

Extraído y adaptado de Jewkes, R., 2006. Paper for Policy Guidance: Strengthening the Health sector Response to Sexual Violence (Documento de orientación normativa. Fortalecimiento de la respuesta del sector de la salud a la violencia sexual) (inédito).

 

Otro recurso:

Véase el Código Internacional de Ética Médica y el sitio de la Asociación Médica Mundial.